Cerca de 22 kilómetros fueron afectados con fuerte carga vehicular debido al paso que tuvieron las calderas gigantes por las carreteras ubicadas dentro de las demarcaciones de nuestro estado, informó Fernando Martínez Garza coordinador de Protección Civil del Municipio de Querétaro.

El funcionario indicó que, a pesar de que la coordinación, no tuvo injerencia como tal en el traslado de esta infraestructura recibió notificación de una densa carga vehicular, algunos choques o incidentes debido al cierre de los carriles de la carretera 57 en dirección a San Luis Potosí.

Los primeros reportes relativos a la complicación vehicular fueron registrados a partir de las 2 de la mañana del viernes 3 de marzo, sin embargo, aproximadamente a las 10 de la mañana las autoridades municipales fueron notificados de que la carretera 57 ya había sido liberada debido a que las calderas ingresaron al Libramiento Noroeste.

Con información de Quadratín Querétaro