El Eje
Constitución de 1917, obra de transporte público que de forma histórica
el gobierno de Francisco Domínguez Servién se atrevió a realizar
buscando atender una de las necesidades más sentidas de los ciudadanos,
fue premiada por la revista Obras de Grupo Expansión como La Obra del
Año 2018 en Infraestructura.

Durante
la ceremonia Obra del Año en su aniversario de su décima quinta edición
realizada en la Ciudad de México se reconocieron a las mejores obras
realizadas en el país; en este concurso se recibieron más de 200
postulaciones  y 176 obras de 22 entidades,  para mejor obra del año.

Se
indicó que los criterios evaluados fueron la calidad de la
infraestructura, que la obra brindara beneficios reales a diferentes
zonas, que la infraestructura propiciara desarrollo y modernidad, además
de considerar aspectos de inclusión como la accesibilidad y la
movilidad, de este manera, los jueces especializados en la materia
otorgaron el mayor puntaje y el premio al Eje Constitución de 1917 como
obra del año 2018 en la categoría Infraestructura.

Las
obras inscritas participaron en doce categorías: edificación,
equipamiento urbano, infraestructura, interiorismo de servicios,
urbanismo, interiorismo residencial, vivienda económica y desarrollo
integral, vivienda residencial, interiorismo corporativo, turismo y
hospitalidad, vanguardia tecnológica e innovación sustentable.  

La
secretaria de Desarrollo Urbano y Obras Públicas (SDUOP), Romy Rojas
Garrido recibió el premio, el jurado consideró que El Eje Constitución
de 1917 representa un cambio de paradigma al implementar un sistema de
transporte abierto e innovador, que además se enfoca en privilegiar a la
mayor parte de la población que utiliza el transporte público, siendo
ésta el 62.4%.

Jesús
Hernández editor general de la Revista Obras mencionó que las obras
premiadas  son aportaciones e innovaciones de los profesionales de la
construcción, a través de edificaciones y obras de infraestructura y
desarrollo, que integran a todos los actores y no son solo monumentos
arquitectónicos, sino beneficios reales.

Felicitó
a los ganadores destacando que en la mayoría de las obras
participantes, como es el caso del Eje Constitución de 1917, destaca una
preocupación por mejorar la calidad de vida, por eficientar los
recursos y generar impacto social.

El Eje
Constitución 1917 satisface a través del sistema de transporte BRT,
Qrobús, la necesidad social de movilizar a las personas en los centros
de población urbanos o suburbanos de la ciudad de Querétaro.

El
carril de concreto de 27.4 kilómetros conecta el centro con el oeste de
la zona metropolitana de Querétaro con ocho estaciones centrales y 12
intermedias laterales.

Las ocho
estaciones cuentan con rampas de accesibilidad, línea podo-táctil para
personas con discapacidad visual, señalética en braille, iluminación
natural y artificial, bancas, barandales, apoyos isquiáticos, bolardos,
tótem de identificación de estación y arquitectura de paisaje en todo el
trayecto.