A diferencia de las máquinas expendedoras tradicionales, no dispondrán de ranura para introducir monedas. Al pulsar el botón, los drogodependientes podrán conseguir una caja con 10 jeringas, un contenedor para guardar las agujas usadas, una goma de plástico para hacer torniquetes, algodón, alcohol y tiritas, así como una hoja con información sobre centros de rehabilitación. Imforma Merca 2.0

Los promotores de esta iniciativa dicen que la medida ayudará a reducir la propagación de enfermedades como la hepatitis C o el VIH, que es transmitida mediante la reutilización de jeringas infectadas.

Más información aquí
Foto: Especial