La legislatura que comenzará funciones el próximo 1 de septiembre será la que arranque con el mayor número de legisladores sin partido -58 en total-, de confirmarse que los partidos Nueva Alianza (Panal) y Encuentro Social (PES) no alcanzarán el 3% de la votación requerido para conservar el registro, como advierte el artículo 94 de la Ley General de Partidos Políticos.

Los candidatos elegidos podrán hacer uso de la tribuna, tener prerrogativas parlamentarias y ejercer su facultad de representación para fijar su posicionamiento en favor o en contra de una iniciativa, como cualquier legislador, aún cuando sean o no integrantes de algún grupo parlamentario.

“Cuando la gente les da el voto en la urna, jurídicamente ya tienen la representación del distrito. Eso lo ganaron. Son legisladores independientemente del estatus jurídico del partido”, comentó Laksman Sumano, especialista en temas parlamentarios.

Sólo hasta que el tribunal emite declaratoria de validez, puede decirse si un partido pierde o no el registro. Esto no significa que el partido deje de existir. Aún puede sobrevivir como Partido Político Local, y si ganó algún puesto mediante ellos.

El artículo 95 de la Ley General de Partidos Políticos permite a un partido registrarse como local si alcanza el 3% de votación válida emitida en ese estado. De igual forma, si pierde el registro pero ganó puestos, los puestos se quedan.

Por su parte el artículo 96 dice  “la cancelación o pérdida del registro extinguirá la personalidad jurídica del partido, pero quienes hayan sido sus candidatos deberán cumplir las obligaciones que en materia de fiscalización establece esta Ley, hasta la conclusión de los procedimientos.”

Ya en el Congreso, los 57 diputados podrán decidir si se unen a un grupo parlamentario o forman uno propio. De integrar uno nuevo, deberá estar formado por al menos cinco miembros. El senador por el Panal únicamente tendrá la opción de unirse a una bancada existente o permanecer como legislador sin registro, ya que para formar grupos parlamentarios en el Senado también es necesario un mínimo de cinco integrantes.

En caso de decidir no unirse a ninguna bancada, los legisladores serán considerados sin partido, con los mismos derechos y obligaciones que los demás, según establece la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos.

Si los legisladores sin partido deciden formar una bancada, los recursos que recibirán dependerán del número de diputados del grupo y provendrán del Congreso de la Unión, exclusivamente, sin acceso a otras prerrogativas. Es decir, no reciben presupuesto del Instituto Nacional Electoral (INE) ni ninguna otra instancia, pues no existen como partido político, solo como representación legislativa

Con información de verificado 2018.