El Gobierno federal rasuró en su proyecto de Presupuesto de Egresos para 2015 los fondos federales vinculados a la petición de moches por parte de los diputados.

El Fondo de Pavimentación y Desarrollo Municipal que este año repartió 5 mil millones de pesos, tiene presupuestados para el próximo año, sólo 2 mil millones.

Éste es el primer fondo que se vinculó a los moches, es decir al porcentaje que pedían algunos diputados federales a alcaldes a cambio de la asignación de recursos que salían de ese Fondo de Pavimentación.