El hijo de Ismael Zambada, alias El Mayo, se declaró culpable este viernes por los cargos de narcotráfico en San Diego.

Serafín Zambada admitió haber conspirado para llevar de México a Estados Unidos más de 100 kilos de cocaína y una tonelada de mariguana. El acusado de 24 años, enfrenta una condena de 10 años en prisión a cadena perpetua y será sentenciado el 22 de mayo de 2015.

Serafín Zambada fue arrestado el año pasado en un cruce fronterizo en Nogales, Arizona. Su abogado dijo que el detenido, nacido en San Diego, se dirigía a Phoenix, Arizona, donde sostendría una reunión con las autoridades de inmigración de Estados Unidos para resolver el estatus migratorio de su esposa.

Fuente: Excelsior